Somos antisistema corrupto y antiguerras absurdas

Publicado en por noticias-alternativas.redacción

"Somos antisistema corrupto y antiguerras absurdas"

Klaudia Álvarez, 'indignada', participó en la gestación del 15-M

Victor-M Amela, Ima Sanchís, Lluís Amiguet

23/07/2011 - 00:00

Foto: Maite Cruz

 

En esta misma página Stéphane Hessel llamó a la indignación por el curso de los acontecimientos político-financieros del mundo.

 

Algunos de los primeros en responder fueron los jóvenes cuyo testimonio recoge Nosotros, los indignados (Destino) y que prologa Hessel.

 

Hay quien apostaba por que el 15-M moriría en agosto con las vacaciones:

 

“El 15-M sigue vivo, se ha multiplicado. España se está llenando de asambleas de barrio y convocatorias.

 

El 15 de octubre hay una manifestación global internacional, el lema: “No somos mercancía en manos de políticos y banqueros”.

 

Y hablando de lemas los hubo geniales: “Me sobra mes a final de sueldo”, “Manos arriba, esto es un contrato”...

 

 

Yo era una resignada más con un padre parado desde hace demasiado, amigas con contratos precarios, un trabajo temporal desde hace ocho años y una hipoteca que acabaré de pagar, si todo va bien, a los 70 años.

 

¿Qué le hizo pasar a la acción?

Abrí una cuenta en Twitter, me informé de todas las posibilidades de cambio. La red se desplegó ante mí como un medio de información, inspiración y comunicación.

 

¿Y encontró a miles de indignados con ganas de cambiar las cosas?

Sí, la red se convirtió en un centro de organización colectiva increíble. Decidimos una fecha, 15 de mayo, sin tener conciencia de lo que iba a desencadenar, y nos pusimos a trabajar desde todos los rincones de España.

 

Crearon un foro.

Sí, pero el 15-M superó todas las expectativas: gentes de todas las edades, credos e ideologías se sentían identificadas. Tomamos conciencia de que son muchas más las cosas que nos unen que las que nos separan.

 

Incluso los indignados de Madrid hicieron un guiño a los de Barcelona.

Mientras intentaban desalojar la plaza Catalunya, Madrid gritaba: “¡Si Barcelona no tiene miedo, a Madrid no tenim por!”, demostrando que las rivalidades territoriales son cosas de los políticos; los nadie, la gente de a pie, no tenemos sus problemas.

 

Lástima que lo de la plaza Catalunya acabara tan mal.

Eran cuatro exaltados, entre ellos agentes infiltrados. El movimiento compromete a 70 ciudades de toda España, miles y miles de personas que demostraron que aquel era un movimiento pacífico.

 

Dicen que sin propuestas.

Tenemos propuestas, pero ese es el papel de los políticos, les pagamos para que recojan el sentir ciudadano y lo lleven a la práctica. Nos llaman antisistema y sí, lo somos.

 

¿..?

Somos antisistema corrupto, antisistema neocapitalista, antiguerras absurdas, antidesahucios, antiprivatizaciones y antirrecortes. Hay que descentralizar el poder y dejar que la ciudadanía tome sus decisiones.

 

Dicen que no estamos maduros.

Pues ya maduraremos en el intento, pero los modelos ya existen y son exitosos. Elmodelo electoral está desfasado, pero los políticos, siempre los mismos turnándose en el poder, sólo quieren mantenerse ahí cueste lo que cueste, imponiéndonos sus decisiones. Queremos referéndums vinculantes para las decisiones importantes y convocados por la ciudadanía, como en Suiza.

 

... Y en Islandia.

Allí el primer ministro, Ólafur Raganar Crímsson, sometió a referéndum la devolución de la deuda bancaria y los islandeses dijeron no a una ley que los obligaba a pagar intereses desmesurados. Aquí se decide y se legisla contra los deseos manifiestos de los españoles.

 

...

Si nos dejaran escoger, no hubiéramos rescatado los bancos ni hubiéramos recortado la sanidad; en su lugar habríamos reducido el gasto militar. Hay otras vías para salir de la crisis que no pasa por socializar las pérdidas y privatizar los beneficios.

 

¿Qué más reclaman?

Hay que controlar a los bancos, regular sanciones a los movimientos especulativos y a la mala praxis. Que devuelvan a las arcas públicas todo el capital público aportado. Hay que elevar los impuestos a la banca de manera directamente proporcional al gasto social ocasionado por la crisis debida a su mala gestión. Y hay que prohibir la inversión de bancos españoles en paraísos fiscales.

 

Una idea que cada vez toma más fuerza en todo el mundo.

Queremos una distribución más justa en todas las sociedades, entre norte y sur. Hay medidas muy simples como la tasa Tobin para las transacciones financieras especulativas, o la eliminación de las ventajas fiscales de las sicav: si pagan más los que más tienen, habrá más para todo el mundo.

 

¿Ni derechas ni izquierdas?

Debemos dejar de resignarnos ante la corrupción política. En el 2011 más de 100 candidatos imputados se presentaron a las elecciones municipales y autonómicas. En este país la corrupción no hace dimitir a nadie.

 

Cierto.

Pedimos la eliminación de la inmunidad asociada al cargo y que no prescriban los delitos de corrupción. Un control estricto del absentismo de los cargos electos en sus respectivos puestos y sanciones específicas por dejación de funciones.

 

Parece lógico.

Queremos que se supriman los privilegios en el pago de impuestos, los años de cotización y el monto de las pensiones. Y que los salarios de los políticos se equiparen al salario medio español. Pero ¿qué han hechomuchos políticos nada más acceder al cargo?

 

Subirse el sueldo.

La lista de cuándo y cuánto está colgada en la red. También tenemos propuestas contra el desempleo y para garantizar el derecho a la vivienda. En estos momentos de crisis debería permitirse la dación en pago de las viviendas para cancelar las hipotecas.

 

¿Quién elabora estas propuestas?

Entre todos los ciudadanos que quieran participar en el foro. El modelo de sociedad está tocando a su fin, queramos o no habrá cambio, la cuestión es hacia dónde. Debemos pasar de la resignación a la acción.

Etiquetado en PORTADA

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post